Comparte esta nota con tus amigos | La Señal (ciencia y misterios)
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Según Space.com, un avión hipersónico de DARPA llegó a volar a 20 veces la velocidad del sonido antes de estrellarse en el océano Pacífico. El vuelo controlado duró apenas tres minutos pero nos da una idea de los programas secretos (no revelan muchas características del avión) en los que se está trabajando hoy en día.

El prototipo “Vehículo Halcón 2 de Tecnología Hipersónica”, marcado como el objeto volador más velóz jamas construido se hundió en el Pacífico antes de lo pensado, el 11 de Agosto pasado, tras ser lanzado de la base de la Fuerza Aérea Vanderberg (California), en su segundo test de vuelo.

Video que muestra el vuelo del HTV-2

El prototivo HTV-2 experimentó “alguna clase de anomalía”, conduciendo al vehículo de vuelo autónomo a un hundimiento controlado, siempre de acuerdo a la información que brinda DARPA. Más allá del problema, el avión alcanzó velocidades de Match 20 (unos 20,9215 km/h) y fue capaz de autocontrolar el vuelo por varios minutos.

“El HTV-2 ha demostrado un vuelo aerodinámico estable por aproximadamente tres minutos”, dijo la directora de DARPA, Regina Dugan en un comunicado del 14 de Agosto de 2015; a lo que agregó: “No conocemos todavía la causa de la anomalía en el vuelo”.

DESARROLLOS PARA LA GUERRA

Lamentablemente esta tecnología, como dijimos, es bélica. El HTV-2 es parte de un programa de armas avanzadas llamado “Ataque Global Inmediato”, en el que se está trabajando para desarrollar sistemas que permitan llegar a un objetivo enemigo en cualquier parte del mundo dentro del lapso de una hora. Se pone en marcha en un cohete que transporta la nave y esta luego viene como un rayo de vuelta a la Tierra, alcanzando velocidades enormes. A veces calentando sus escudos térmicos hasta temperaturas de casi 3.500 grados Fahrenheit.

Mire este video en Youtube.

Fuente: http://www.space.com/12670-superfast-hypersonic-military-aircraft-darpa-htv2.html

Comenta esta nota...

Deja un comentario